Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar
Aumento de pecho

Aumento de pecho

Obtén el volumen que deseas
Me interesa

Hospitalización

1 noche en observación / Ambulatorio

Recuperación

1 semana

Tiempo

1 a 2 horas

Anestesia

General

Resultados

Inmediatos

Financiación

Si
¿Qué es?
Preoperatorio
Postoperatorio

¿Qué es el Aumento de Pecho?

El Aumento de Mamas o Mamoplastia de Aumento es uno de los procedimientos más realizados dentro de la cirugía plástica.

Es una cirugía que busca aumentar el tamaño de los senos, para mejorar la forma o el volumen natural, a partir de la colocación de prótesis mamarias.

Es elegido por mujeres que tienen poco busto y también por aquellas que han perdido la firmeza debido al paso del tiempo, a la pérdida de peso o a la lactancia.



¿Por qué un Aumento de Pecho?

La Mamoplastia de Aumento es una intervención de corta duración, completamente segura, que requiere una mínima incisión y una muy rápida recuperación.

Según la anatomía y los deseos de cada paciente, la incisión para colocar la prótesis puede realizarse en diferentes posiciones:

  • Transaxilar: la incisión queda escondida en la axila, permitiendo un resultado muy natural.
  • Periareolar: se realiza una pequeña incisión en la línea inferior de la areola, justo donde cambia la pigmentación de la piel.
  • Inframamaria: la incisión se realiza en el pliegue bajo el pecho, permitiendo una recuperación más rápida.

A su vez, existen diferentes técnicas para la colocación de las prótesis:

  • Submuscular: la prótesis se coloca debajo del músculo pectoral. Es la técnica indicada para mujeres delgadas, con pechos pequeños. Es la técnica preferida, porque el implante queda protegido por el músculo, a la vez que se mantiene intacta la glándula mamaria para no interferir con la lactancia. Además, permite una mejor visualización en las mamografías.
  • Subglandular: la prótesis se coloca debajo de la glándula mamaria, formando un conjunto con ella. Esta técnica permite un movimiento muy natural.
  • Subfascial: la fascia muscular es la membrana que recubre el músculo. La prótesis se coloca entre la fascia y el propio músculo.
  • Dual Plane: es una técnica combinada. En este caso la mitad superior de la prótesis se coloca debajo del músculo pectoral y la mitad inferior debajo de la glándula.

También es importante seleccionar el mejor tipo de implante para conseguir un resultado natural y seguro para cada paciente:

  • Prótesis Redondas: son prótesis simétricas, es decir que son iguales en la parte superior e inferior.
  • Prótesis Anatómicas: tienen forma de “gota de agua” (tienen más volumen en la parte inferior). Es el implante que simula mejor el pecho natural. Pueden tener la base redonda u ovalada.
  • Prótesis Ergonómicas: tienen la base redonda, pero su relleno es un gel que se adapta al movimiento. Cuando la paciente se encuentra de pie, la forma del implante se parece más al anatómico, y cuando la paciente está acostada, tienen una forma más similar a una prótesis redonda.

Las prótesis que se utilizan son siempre de máxima calidad y tienen una garantía para toda la vida.

Antes de la intervención

Como en todas las intervenciones quirúrgicas, algunos días antes de su operación, es importante realizar un examen preoperatorio profundo para comprobar su estado de salud, y detectar cualquier posible contraindicación de la cirugía. 

En esta primera consulta, su cirujano evaluará su estructura física y la calidad de su piel para definir el tipo de prótesis y la técnica a utilizar, que mejor se adaptará a sus expectativas.

 

La cirugía se puede realizar bajo anestesia local o general. Normalmente se intenta escoger la anestesia general, porque permite una mejor relajación muscular facilitando el trabajo del cirujano.

La duración de la intervención es de 1 a 2 horas aproximadamente, según la técnica escogida.

Después de la intervención

Dependiendo de cada caso, deberá permanecer en la clínica entre 8 y 24 horas después de la intervención.

Después de la cirugía, se colocará un vendaje compresivo, y si fuera necesario también un drenaje, que se retirará entre 48 horas y 5 días después de la cirugía.

Al día siguiente podrá retomar sus actividades cotidianas, cuidando de no realizar movimientos fuertes o amplios con los brazos, y evitando realizar esfuerzos físicos y, sobre todo, levantar peso.

Al segundo día podrá volver a trabajar, si su trabajo no requiere mucho movimiento de los brazos. Si no, deberá esperar entre 7 y 10 días.

Notará durante los primeros días algunas molestias.

Después de una semana, la inflamación comenzará a desaparecer y se retirarán los puntos de sutura. Le recomendamos a partir de este momento masajes suaves y drenaje linfático, que le explicaremos cómo podrá realizarlos.

Durante el primer mes deberá llevar un sujetador especial para mantener la prótesis en su sitio y evitar la aparición de hematomas. 

La talla definitiva se apreciará entre 3 y 6 meses después de la intervención. 

La cicatrización durará de tres a seis meses. La evolución de la cicatriz dependerá de la calidad de cada piel, la alimentación y la rutina. Si pasado el tiempo suficiente no consigue una cicatrización satisfactoria, existe la posibilidad de tratar las cicatrices con láser o micropigmentación.

Se recomiendan los siguientes cuidados durante los primeros días:

  • Es importante que durante los primeros diez días tome duchas rápidas para evitar al máximo el contacto del agua con las cicatrices.
  • Recomendamos utilizar láminas de silicona o poliuretano para comprimir la cicatriz.
  • Esperar entre 10 y 15 días antes de volver a conducir.
  • Durante el primer mes se recomienda no dormir boca abajo.
  • Al mes de la cirugía, puede comenzar a realizar de manera progresiva ejercicio y levantamiento de peso.

Para una correcta recuperación de las incisiones, se recomienda hidratarse con frecuencia la piel, y evitar el sol directo durante un año.

Compartir

Antes / después

FAQs

¿Es posible que un pecho se recupere antes que el otro?

La recuperación no suele ser igual en los dos pechos. Es normal que, al principio, las mamas se vean más redondas e hinchadas. Después de algunos meses, recuperarán su aspecto y tacto natural.

¿Pueden quedar los pechos asimétricos?

La mayoría de las mujeres tienen una leve asimetría natural. Si después de la Mamoplastia esta asimetría se mantiene muy evidente, se puede corregir con una intervención de retoque.

¿Cuánto duran las prótesis?

No existe una respuesta concreta. Las prótesis que se utilizan hoy en día podrían durar toda la vida. Pero siempre existirá un mínimo riesgo de rotura, sobre todo a partir de los 15 años de su colocación. Por este motivo es importante realizar controles periódicos para poder detectar cualquier anomalía en una fase precoz. En estos casos, la solución será reemplazar el implante.

Nuestra recomendación es realizarse una ecografía cada dos años durante los primeros 10 años, y anualmente a partir de este momento. También se recomienda realizar una resonancia a partir de los 10 años de la colocación y repetirla cada 5 a 10 años.

¿Pueden dañarse las prótesis con un golpe fuerte?

Es muy poco probable. Solamente en caso de un accidente muy grave.

¿Pueden explotar las prótesis en el avión?

Definitivamente no.

¿Después de la Mamoplastia podré dar de mamar?

Sí. La Mamoplastia no interfiere con la lactancia.

Es importante tener en cuenta que algunas mujeres no pueden dar el pecho por motivos propios de las características de sus mamas. Por ejemplo, es común en los pechos pequeños una producción baja de leche, pero este fenómeno no se relaciona con el aumento de mamas.

¿Tendré problemas cuando me haga una mamografía?

No. Las mamografías serán igual de fiables. En algunos casos, es posible que sea necesario realizar una proyección más, para cubrir los espacios tapados por las prótesis.

¿Existe alguna relación entre la Mamoplastia y el cáncer?

No, está demostrado que una prótesis mamaria no tiene ningún tipo de relación con la aparición del cáncer.

¿Qué riesgos específicos existen después de una Mamoplastia?

Como en cualquier intervención quirúrgica, existen riesgos como las hemorragias, infecciones, complicaciones con la anestesia, o una alteración del aspecto o la sensibilidad de la piel en la zona de la incisión.

En particular, después de una Mamoplastia, el principal riesgo específico es la contractura capsular, que es el endurecimiento del tejido que rodea a la prótesis. Este fenómeno le ocurre al 3% de las pacientes.

Normalmente este tejido es delgado y blando al tacto. Pero existe un porcentaje pequeño de mujeres que sufren de diferentes grados de retracción de este tejido, en uno o ambos pechos.

Si la contractura es leve, se puede solucionar con sesiones de ultrasonido combinadas con masajes. Si la contractura es más avanzada, y deforma a la mama, la solución consiste en realizar una nueva intervención para resecar la cápsula lo necesario para volver a distender la prótesis.

Lamentablemente no existe una manera de prever la aparición de este fenómeno, pero si pasados seis meses de la cirugía, no se presenta ningún signo de endurecimiento, no es probable que se produzca.

¿El peso de las prótesis puede causar la caída de los pechos?

El pecho no se caerá si el tamaño de la prótesis elegida es el adecuado para la estructura física de la paciente. Por este motivo es importante seguir las recomendaciones de su cirujano.

¿Cuántos controles posteriores requiere una Mamoplastia?

El alta definitiva se otorga después de un año. Durante este tiempo realizamos controles periódicos para controlar la evolución y los resultados.

Déjanos tus datos y te llamamos

INFORMACIÓN PROTECCIÓN DE DATOS. Finalidades: Responder a sus solicitudes y remitirle información comercial de nuestros productos y servicios, incluso por correo electrónico. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No están previstas cesiones de datos. Derechos: Puede retirar su consentimiento en cualquier momento, así como acceder, rectificar, suprimir sus datos y demás derechos en info@bless.clinic.  Información Adicional: puede ampliar la información en Política de Privacidad